Telam
 
27/06/2014

El abogado Norberto Foresti, de la APDH, lo fundamentó 

San Luis: Querella alegó que el Sumario Cobos "es mentiroso y fue armado" por la policía

 
 
 
 
  • Memoria Verdad y Justicia - Télam
    Abogado Foresti. Un alegato contundente
El abogado querellante Norberto Foresti, representante de la APDH, querellante en el segundo juicio por crímenes de lesa humanidad realizados en San Luis durante la última dictadura cívico militar, destacó que “el Sumario Cobos (por el asesinado Raúl Sebastián Cobos) es mentiroso, porque ninguno de los testigos pudo presenciar cuando se extrajeron las fotografías, ni el imputado ( el mayor -entonces subteniente- Armando Nicolás Martínez, acusado de haber participado en la desaparición de Pedro Valentín Ledesma, el asesinato de Cobos y las torturas aplicadas a Juan Cruz Sarmiento) pudo ubicar el cuerpo ni recordó el maletín ni el arma en el lugar que muestran las fotografías de ese sumario, lo que ratifica que esa instrucción fue armada”.

La reconstrucción fue realizada la semana pasada en San Luis. Las audiencias volverán a reanudarse el 2, 3 y 4 de julio, en la sala de audiencias del Tribunal Oral Federal (TOF) de San Luis, 2º piso del edificio ubicado en Avenida Illia 36, al lado del Correo Central.

Las últimas audiencias fueron llevadas adelante el 18 y 19 de junio en distintos escenarios; fue así que el Tribunal se trasladó a Villa Mercedes, Luján y también al lugar donde fue abatido Raúl Sebastián Cobos y detenidos Juan Cruz Sarmiento y Pedro Valentín Ledesma, éste último todavía continúa desaparecido.

"La colega Belén Dávila, integrante de la APDH, realizó un pormenorizado relato de lo acontecido en las últimas audiencias y puso de relieve los aspectos salientes de esas jornadas donde se intentó reconstruir lo ocurrido durante el asesinato de Dante Bodo en Villa Mercedes, el secuestro de Hidelyardo Chacón en Luján y la muerte de Cobos en San Luis, como así también la desaparición forzada de 'El Negrito' Ledesma y la detención de Juan Cruz Sarmiento y Andrónico Agüero, en un operativo que se llevó adelante la noche del 20 de setiembre de 1976", informó Foresti.

Belén Dávila, puntualizó, señaló que durante las audiencias se escucharon nuevos testimonios que pusieron en evidencia que el Sumario Cobos es un invento de la policía.

Las audiencias del 2° juicio por delitos de lesa humanidad que se desarrolla en San Luis, continuaron la semana pasada con nuevos testimonios de hechos ocurridos en el interior de la Provincia (Villa Mercedes y Luján), más la reconstrucción del asesinato de Cobos y las detenciones de Agüero, Ledesma y Sarmiento, la noche del 20 de setiembre de 1976 en la ciudad de San Luis.

La audiencia del miércoles de la semana pasada se realizó en  ciudad de Villa Mercedes y en ella se escucharon los testimonios del policía provincial Hugo Héctor Echenique, de dos ex conscriptos de la V Brigada de Villa Reynoldos y de Marta Zulema de Bodo, cuñada del abogado Dante Bodo, asesinado el 10 de abril de 1976.

El comisario principal Echenique, a cargo de la oficina de Judiciales en la Jefatura de Policía de Villa Mercedes, mencionó durante su testimonio  la existencia de grupos de combate y a sus miembros que “hasta usaban cascos” y confirmó dichos de otros testigos acerca de  en la puerta de la Jefatura Central de Policía de Villa Mercedes habían emplazado una ametralladora pesada.

Además, describió coincidentemente con lo relatado por la víctima Lucy Beatriz María (ver http://www.periodistasenlared.info/diciembre13-09/nota3.html) los calabozos y el baño cerca de los cuáles se encontraba el despacho de Wenceslao Morales se encontraba muy cerca de los mismos.

Sin embargo, al ser preguntado, si él o quién de la Fuerza Aérea tenían relación con los juzgados aseguró que él no tenía ninguna, dejando claro que eran los miembros de la Fuerza Aérea quienes sí la tenían.

"¡Es mi papá!"

Luego se escuchó en la sala de audiencias el testimonio de Martha Zulema Farinazzo de Bodo, cuñada del abogado Dante Bodo. Mencionó algunos datos que todavía no habían surgido en el debate, como que ella y otros familiares de Bodo pudieron constatar el día posterior al asesinato que la cerradura de la puerta de su vivienda estaba falseada, por lo que consideraron que los asesinos habían ingresado y se ubicaron en el altillo a la espera de Bodo, y que mientras éste dormía, intentaron capturarlo. Agregó que había manchas de sangre en el piso, desde la habitación hasta la puerta, por lo que supone que fue golpeado. También dijo que en el altillo había gran cantidad de colillas de cigarrillos.

Recordó que tanto ella como su esposo Rodolfo Bodo, fueron avisados de lo que había ocurrido por el panadero Rómulo Sosa, vecino de Dante, que tenía su negocio en la esquina del lugar donde lo asesinaron, quien los llamó por teléfono y les dijo que pudo ver lo sucedido, aunque no pudo aportar datos sobre la identidad de los ejecutores pero si que la esposa de Bodo salió a la puerta con su hijita de 7 años, que gritó: “Es mi papá, es mi papá”.

Ex conscriptos

Los testimonios de los ex conscriptos de la V Brigada de Villa Reynolds, Edgar Bustos y Jorge Ramón Carranza, reafirmaron lo dicho por otros testigos respecto a que eran castigados severamente . En sus relatos quedó evidenciado el temor de decir, todavía ahora, cualquier cosa que pudiera comprometerlos.
El primero  dijo que los dejaban a la intemperie durante días en la Plaza de Armas de la V Brigada, rodeados por elásticos de metal de camas simulando celdas para el escarnio público.

El abogado querellante Carlos Pereyra, manifestó al final de la audiencia que “esto lo relacionamos con otros colimbas que dijeron que los hacían hacer allí mismo un pozo y los enterraban con el elástico de la cama encima. Con ello, adquiere sentido lo dicho por otros testigos."

"Además -continuó diciendo-, uno de ellos aseguró que una vez fue a hacer guardia a la ametralladora de Jefatura y que hacían turnos de cuatro horas tanto, los conscriptos, los oficiales como los suboficiales, lo que confirma lo que venimos sosteniendo desde esta querella respecto a que todos los oficiales y suboficiales de Villa Reynolds se turnaban para hacer guardias, lo mismo que dijo el imputado (Armando Nicolás) Martínez hoy acerca de que todos los oficiales y suboficiales salían del cuartel a hacer rondas nocturnas, lo que resulta lógico porque ellos tenían el compromiso de todos con la represión”.

Reconstrucción del asesinato de Cobos

El TOF en lo Criminal de San Luis, movilizó a testigos, un camión del Ejército, un automóvil Renault Gordini y a un perito en balística para reconstruir lo que se conoce como el Caso Cobos, un operativo montado por la Policía de la Provincia y el Ejército, que concluyó con el asesinato de Cobos y los secuestros de Agüero, Ledesma (desaparecido) y Sarmiento.

Por estos hechos, que sucedieron en calle San Juan entre Abelardo Figueroa y Marcelino Poblet, están siendo juzgados Miguel Angel Fernández Gez, Raúl Benjamín López, Carlos Esteban Pla, Enrique Manuel Ortuvia Salinas y Armando Nicolás Martínez.

Testimonios esclarecedores

Atestiguaron dos hijos de Agüero, María del Carmen y Daniel, y Argentino Olguín, vecino de los Agüero, que junto a su ya fallecido padre fueron convocados por personal del Ejército para ser testigos del allanamiento.

Los tres testigos precisaron detalles de lo ocurrido que en nada coinciden con lo vertido en el Sumario Cobos N° 481, confeccionado por los policías Carlos Hemeregildo Ricarte y el actual imputado Enrique Manuel Ortuvia Salinas.

Fue impactante el momento en que María del Carmen Agüero, describió como dos soldados trasladaron “como un perro, balanceándolo” el cuerpo herido de Cobos y lo arrojaron dentro de un camión militar.

También lo fue  cuando recordó  Martínez,  dentro de su casa,  arrojó una silla de hierro a los pies de su madre en el momento que le preguntó al militar por qué los tenían a sus dos hijos, a ella y a su esposo contra la pared del comedor apuntándolos con armas largas.

La hija de Agüero, reconstruyó con sus propios pasos el camino que hicieron esa noche los policías Becerra y Juan Amador Garro, quienes desde la vereda de la casa de Agüero y por detrás del Gordini llegaron hasta donde estaba Cobos , momentos en que se escucharon los disparos y ella pudo observar “las luces” de las detonaciones.

Martínez pide ampliar su indagatoria

Martínez fue el primer imputado en estar presente en la reconstrucción y pedir ampliar su indagatoria.  Sostuvo un relato inverosímil sobre su participación en el operativo a fin de, dijo, aportar elementos para el descubrimiento de “su verdad” (sic).

Sus dichos ni siquiera fueron coincidentes con los contenidos en el Sumario Cobos. Insistió en ubicarse fuera de la casa de Andrónico Agüero, justificó su presencia en el lugar con el pretexto de haber sido enviado para constatar si ese era el domicilio de Cobos, y dijo que se mantuvo en el patio de la casa junto con Agüero hasta que oyó los disparos en la calle y salió corriendo al grito de “Alto el fuego”.

Recordó haber visto el cuerpo herido de Cobos al lado del auto Gordini, en el que llegaron hasta el lugar Cobos, Ledesma y Sarmiento. Aportó además que el arma que supuestamente pertenecía a Cobos se encontraba a poca distancia de los pies de la víctima, cuando las fotografías del sumario muestran a Cobos herido con una pistola y un portafolios al costado derecho del cuerpo.

También relató que recordaba a dos soldados heridos y quejándose de dolor sentados en el piso, apoyados en el camión del Ejército pero ni siquiera pudo explicar la presencia del personal militar y policial, llegando a manifestar ante los jueces que no se explicaba la presencia de Víctor David Becerra en el domicilio y que cuando todo pasó, se quedó sólo sentado en la vereda tratando de entender lo sucedido.

Por su parte, el perito balístico, comandante Gustavo Barrientos, explicó al tribunal que realizó la pericia en base a los elementos escritos en la causa pero que nunca tuvo el arma en sus manos y tampoco vio el cuerpo de Cobos, sino sólo las fotos que forman parte del Sumario N° 481.

Con estos elementos, pudo deducir respecto de la supuesta arma que habría portado Cobos esa noche, que la misma fue accionada y reventó pero descartó el hecho de que le pueda haber ingresado un proyectil en la boca del cañón, como aseguran las fuerzas de seguridad que participaron del operativo.

Agregó que una explicación posible es que se haya trabado una bala y que la segunda haya impactado haciendo explotar la pistola.

La versión que figura en el sumario es que una bala que le tira un conscripto impactó en la pistola de Cobos y ésta explotó haciendo que las esquirlas de la misma hirieran a Cobos provocándole la muerte horas después.

El abogado Foresti dijo que “se pudo comprobar la intervención de terceros, que no estaban en el relato oficial, porque hay vainas de 11,25 por ejemplo, que no se corresponden con las armas utilizadas por los colimbas ni con la supuestamente utilizada por Cobos porque esa arma expulsaba los cartuchos servidos hacia la derecha, es decir, al contrario de dónde encontraron una bala 11,25."

"Es decir -insistió- que alguien, que puede haber sido Juan Amador Garro o Víctor David Becerra, disparó con un arma calibre 11,25. Esto, si es que las balas no fueron plantadas.  Esto es importante porque el juez Cortés, le pregunta al perito desde qué distancia le empezaron a tirar a Cobos. Porque María del Carmen Agüero dice que Becerra tenía una metralleta por la descripción que pudo hacer y lo interesante es que quien pudo haber disparado es Garro porque la misma testigo describió que este efectivo policial tenía una pistola”.

Fuentes APDH

 
 
 
Santiago del Estero: juzgan a 10 represores por 44 secuestros, torturas y desapariciones

Santiago del Estero: juzgan a 10 represores

El segundo juicio oral y público a diez represores por delitos de lesa humanidad cometidos antes y durante la última dictadura militar en Santiago del Estero se inició hoy en medio de un fuerte dispositivo de seguridad. Se trata de la denominada [...]

Luciano Hazán dijo que desde su cargo trabajará para que los juicios se aceleren

Hazán prometió trabajar para acelerar los juicios

El abogado de Abuelas de Plaza de Mayo Luciano Hazán aseguró ayer que desde su cargo al frente del programa Verdad y Justicia del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, trabajará para que los juicios por delitos de lesa humanidad "se aceleren [...]

Dos nuevos juicios por delitos de lesa humanidad se iniciarán en lo que resta del año

La Rioja y Catamarca: dos próximos juicios orales

Dos nuevos juicios orales por delitos de lesa humanidad cometidos durante la dictadura cívico militar se iniciarán en lo que resta de 2015, en La Rioja y Catamarca. El 6 de agosto, en La Rioja, esta previsto que vuelva a ser juzgado el multicondenado [...]

HIJOS: El gobierno de Formosa no acompaña la política de derechos humanos de la Nación

HIJOS: Formosa no acompaña politica de la Nación

La agrupación HIJOS de Formosa denunció que el gobierno provincial únicamente acompaña la política del gobierno nacional de Memoria, Verdad y Justicia respecto a los crímenes de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura "en actos formales [...]

 
 
Centro de información judicial - Les humanidad
 
 
Ministerio de Justicia y Derechos Humanos
 
HIJOS
 
Madres de Plaza de Mayo
 
Abuelas de Plaza de Mayo
 
Espacio Memoria y Derechos Humanos (ex ESMA)
 
Memoria Abierta
 
 
 
Telam