Telam
 
22/04/2014

Declaró por la desaparición de su padre adoptivo, Hugo Alberto Junco 

La Perla: Los represores "se dieron el lujo de marcarnos para toda la vida", dijo una testigo

 
 
 
 
  • Memoria Verdad y Justicia - Télam
    Silvina Parodi fue "trasladada con ocho meses de embarazo". No se sabe si su criarura nació y fue apropiada
Córdoba.- La testigo Susana Patricia Aldecoa dijo hoy que los represores "se dieron el lujo de marcarnos para toda la vida", al declarar en el juicio que se lleva a cabo en los tribunales federales de Córdoba por crímenes de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura cívico-militar. Aldecoa declaró en relación a la desaparición de su padre adoptivo, Hugo Alberto Junco, que en la madrugada del 4 de agosto de 1976 fue secuestrado de su domicilio, en Río Ceballos, a unos 52 kilómetros al noroeste de esta capital provincial. "Es increíble cómo puede cambiar la vida en una sola noche", señaló la testigo, y añadió: "ellos -los represores-, se dieron el lujo de marcarnos para toda la vida y nosotros no tenemos ni dónde ir a llorarlo. Hoy vamos al Parque de la Memoria de Río Ceballos, donde podemos tomarnos un mate o sentarnos bajo un árbol".

Aldecoa recordó que en la noche del secuestro su padre estaba "inquieto, raro. De pronto empezaron a escucharse ruidos, y afuera gritaban: 'Abrí porque tenés la casa rodeada'" Cuando le preguntó a su padre "¿Qué pasa, papá?", la respuesta fue "nada", y al abrir la puerta vio entrar a personas vestidas de negro, con sobretodos largos y armas.

La hija de Hugo Junco recordó que las últimas palabras que le dijo su padre fueron: "Quedate tranquila, que no te va a pasar nada. Cuidá de tu mamá y de tus hermanos".

Otra de las testigos fue Teresa del Niño Jesús Benavídez, esposa de Hugo Junco, quien además de chapista era obrero y delegado gremial del Frigorífico Mediterráneo.

Benavídez precisó que tiempo después del secuestro de su esposo se entrevistó con Luis Carnero,  un electricista vecino de Río Ceballos que estuvo secuestrado en La Perla durante 4 días. Benavídez le dijo que en esas circunstancias había escuchado la voz de Hugo Alberto..

Teresa describió el largo camino que debió transitar en soledad o acompañada de sus hijos, en la búsqueda de su marido. Recordó particularmente su visita al Tercer Cuerpo de Ejército.
"Me llevaban por galerías largas. Pero nadie me dijo nada", evocó.

También declaró Julio Pascual Junco, otro hijo de Hugo Junco, quien recordó que tenía 12 años cuando su padre fue secuestrado por una patota: "Con el paso del tiempo quise averiguar quién era él como delegado. Supe de su actividad sindical en esos años, cuando paraban el frigorífico para lograr algún objetivo económico o laboral. Supe que también le quisieron comprar la renuncia como delegado, para sacárselo del medio. Pero él no aceptó".

La última testigo de la audiencia 139 fue Alejandrina del Carmen Meisner, ex militante gremial en el Smata, detenida en la madrugada del 24 de marzo de 1976 y previo pasar por el Departamento de Informaciones de la policía provincial (D2), fue alojada en la cárcel del Buen Pastor. Precisó que a los 10 días de estar ahí, "llegó una chica jovencita con unos ocho meses de embarazo. Ella lloraba mucho. Nos dijo que su papá era militar, que a su esposo lo habían llevado a La Perla".

"Como a los ocho días la sacaron y nunca más la vimos. Ella nos dijo que era Parodi de apellido (era Silvina, la hija de Sonia Torres, titular de la filial Córdoba de Abuelas de Plaza de Mayo, actualmente desaparecida y su hijo apropiado)", señaló.

Agregó que "a (Silvina) Parodi la sacaron a la madrugada, era bien de noche. Ella me dijo que era hija de un militar, nosotras pensamos que le daban la libertad porque era hija de un militar y decíamos 'gracias a Dios que te dan la libertad'".

Luego de los testimonios, el Tribunal Oral Federal número 1 (TOF1) resolvió pasar a un cuarto intermedio hasta mañana a las 10 donde declararán nuevos testigos.

 
 
 
Condenan a un ex militar guatemalteco a 6.060 años de prisión

Genocida condenado a 6060 años de prisión

El ex militar guatemalteco Pedro Pimentel fue condenado a 6060 años de prisión por su responsabilidad en la matanza de 201 campesinos perpetrada en 1982 en una comunidad indígena. Las tres juezas encargadas en un tribunal de mayor riesgo desestimaron [...]

Sobrevivientes insistieron en que es necesario saber dónde están  los cuerpos de los desaparecidos

Rosario: El peso de los que no están

Rosario, 12 de septiembre (Télam).- Un hombre y una mujer que eran una pareja de militantes veinteañeros de la JUP cuando fueron secuestrados, torturados y tiempo después liberados coincidieron en sostener la necesidad de que los genocidas revelen el [...]

Piden reactivar la investigación para establecer la verdadera identidad de Felipe Herrera Noble

Piden reactivar una investigación sobre filliación

Buenos Aires, 26.- (Télam).-El abogado Pablo Llonto presentó hoy un escrito pidiendo que se reactive la investigación sobre la verdadera identidad de Felipe Herrrera Noble, hoy de 37 años, al conocerse testimonios de que fue entregado en un juzgado [...]

Jujuy: La misteriosa desaparición de un policía, narrada por su esposa

Jujuy: estremecedor relato de la esposa de policía

Jujuy.- Jorgelina Díaz, esposa de Narciso Santibañez detenido el 13 de abril de 1977 y desaparecido el 3 de julio del mismo año tras pasar por la central de la policía jujeña y el penal del Barrio Gorriti, confirmó ante el Tribunal Oral Federal de [...]

 
 
Centro de información judicial - Les humanidad
 
 
Ministerio de Justicia y Derechos Humanos
 
HIJOS
 
Madres de Plaza de Mayo
 
Diario del Juicio
 
Esma II
 
Abuelas de Plaza de Mayo
 
Espacio Memoria y Derechos Humanos (ex ESMA)
 
Memoria Abierta
 
 
 
Telam